Todo lo que debes saber sobre la vida laboral

Son muchas las dudas que suelen surgir con respecto a la vida laboral y es por ello que aquí vamos a hacer todo lo posible por responder a las más comunes. Lo primero que debemos saber sobre todo esto es que, el informe de vida laboral, es el tiempo que ha acumulado de trabajo en empresas u organismos oficiales durante el tiempo en el que estuvo activo. Si nos vamos al caso de España encontramos que está entre los 16 y 65 años.

Ahora bien ¿Qué importancia tiene esto? el informe de vida laboral es algo que se suele pedir en diferentes puestos laborales. Esto con el fin de conocer cuántos años llevas trabajando en diversos puestos, recuerda que este documento plasma todos los periodos en los que una persona ha estado cotizado en la Seguridad Social.

Este es un requisito fundamental para aquellas personas que buscan solicitar la jubilación o la jubilación anticipada. Para ambos casos será sumamente importante que la persona cuente con este documento, ya que allí se van a encontrar los números de días cotizado.

Con todo esto claro debes estarte preguntando ¿Cómo hago para obtener un informe de vida laboral? Para esto tuvimos que haber cumplido ciertos requisitos, el principal es haber trabajado en alguno período de nuestra vida, ya que esto es precisamente lo que va a estar reflejado en el informe. Con esto y si has realizado tu jornada laboral con un contrato de trabajo y has cotizado en la Seguridad Social, puedes tener a tu disposición el documento de vida laboral.

Para solicitar vida laboral debemos tener cierta documentación. La solicitud la podemos pedir por diversos medios, por ejemplo vía telefónica. En este caso, nos van a pedir los primeros dos dígitos de nuestro Código Postal, domicilio, tipo de documento de vida laboral con DNI y el número de seguridad social. Al lugar que debes llamar para todo este trámite es la Tesorería General de la Seguridad Social.

Si dicho método no nos gusta podemos solicitar la vida laboral por medio de internet. Por lo general este método se aplica mucho, ya que es fácil y rápido. En este caso debes saber que este documento se puede solicitar con el certificado digital (accediendo al servicio online y clicando en la opción de certificado digital). De igual forma, puedes solicitarlo sin el certificado digital y en este caso deberás pulsar en la opción de “sin certificado” e incluye los datos que se solicitan.

En el caso de que hayamos elegido el primer método el documento llegará posteriormente a nuestro domicilio a los pocos días de haberlo solicitado. Pero si lo hacemos por internet, vamos a poder descargarlo en formato PDF el cual puedes imprimir sin problema. Ambas opciones son igual de válidas, por lo que no deberías tener problema solicitando la vida laboral por alguna de ellas.

Obviamente, por vía telefónica el trato será más personal, mientras que por internet deberás hacerlo todo tú solo. Sin embargo, esto último no es un problema, solo debes tener la documentación que se te solicita a la mano.

Ahora que tenemos todo esto claro ¿Cuál es la entidad o quien emite este documento? La respuesta a esto es muy simple y es que el único organismo que puede emitir este documento es la Administración General de la Seguridad Social y Empleo. En concreto es la Tesorería General de la Seguridad Social, la cual tiene la potestad para emitir y dar veracidad del periodo trabajado de una persona que lo solicite.

Sin embargo, debemos mencionar que el informe de vida laboral posee tres tipos de certificados, los cuales son solicitados desde la sede electrónica de la Seguridad Social. Uno de estos certificados es el que se suele entregar por defecto, es decir, el informe de vida laboral detallado. El segundo es el informe de vida laboral acotado, donde podemos encontrar todos los periodos de cotización que nosotros hayamos elegido.

Por último, tenemos el informe negativo de vida laboral, y es un documento que acredita que una persona nunca ha estado cotizando con la Seguridad Social. Como consecuencia de esto se entiende que nunca ha trabajado, al menos no de forma legal. Esto último es importante, ya que para estar cotizando con la seguridad social debemos tener un contrato de trabajo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies